El Rincón del Turista

El Rincón del Turista
José Miguel Balcera Barrero

jueves, 22 de diciembre de 2016

NUEVAS TRIBUS VIAJERAS A ESCALA MUNDIAL EN EL SIGLO XXI (IV PARTE) : CLANES MUNDIALES

La influencia de los flujos migratorios a escala mundial provoca un continuo aumento de viajes internacionales, siendo los protagonistas aquellas personas que se desplazan desde el núcleo receptor para visitar de forma periódica a sus familiares, amigos, durante su tiempo libre y de ocio.
 
Para que nos hagamos una idea, en las dos últimas décadas se ha duplicado el número de emigrantes internacionales, cifrando la ONU en 250 millones los emigrantes para el próximo año 2050, generando un valor añadido las redes de Internet, las cuales permiten a personas comunicarse con conocidos, compañeros y familiares a miles de kilómetros de distancia y a tiempo real.
 
Así pues, con el continuo crecimiento migratorio, se augura que en un futuro existirá una cantidad de familias distribuidas por distintos países y continentes, siendo un círculo de desarrollo de viajes internacionales el que a medida que se aumente el número de migraciones aumentarán también los viajes internacionales para volver de visita por motivo de ocio, negocio u otros motivos.
 
 En cuanto a los núcleos receptores de los flujos migratorios, es importante decir que esta tribu viajera ocupará mayormente zonas con una alta población inmigrante, siendo los principales destinos de inmigración Norteamérica (EEUU y Canadá) , Europa y Oceanía (Australia y Nueva Zelanda). La procedencia principal se sitúa en zonas como Latinoamérica y África.
 
Una vez llegados al destino, los clanes mundiales vivirán un natural y común ciclo de adaptación en los destinos seleccionados, produciéndose con el tiempo una cierta adopción de hábitos y actitudes culturales, siempre albergando la esencia autóctona de su país de origen, con el cual mantendrán comunicación y del cual se mantendrán informados sin importar la distancia, produciéndose el regreso para la visita o para quedarse cuando las circunstancias lo permitan.
 
Principales necesidades para los clanes mundiales
  • Precio. El presupuesto limitado para los desplazamientos internacionales caracteriza a esta tribu viajera, ya que, atendiendo al poder adquisitivo y al motivo principal de su viaje (reunirse con la familia, vacaciones), estarán dispuestos a renunciar a ciertas comodidades si ello supone un ahorro en el coste del viaje. Estos ahorros se reflejan en la selección de la clase turista o en horarios de menor demanda, principalmente de noche, reservando con bastante antelación por efectuar el desplazamiento normalmente en fechas señaladas, sin incluir cualquier eventualidad que les obligue a viajar de manera imprevista. Por consiguiente, el proveedor de viajes debe tener en cuenta la eventualidad a la hora de efectuar el viaje por motivos personales del cliente, debiendo facilitarles el contacto y la comunicación con su lugar de origen.
  • Como se señaló anteriormente, los clanes mundiales pueden viajar en grupo, por lo que el proceso de reserva puede efectuarse para varios miembros de un mismo grupo (familiares, amigos, conocidos...), cada uno de ellos con una necesidad diferente a satisfacer, atendiendo a variables como edad, motivación, etc. Las reservas de los viajes se efectuarán cada vez más por Internet (o de manera tradicional dependiendo del destino), por lo que la accesibilidad a la tecnología resultará bastante importante  ala hora de seleccionar la forma de planificar el viaje. 

Clanes mundiales
 
Presentación: José Miguel Balcera Barrero

lunes, 19 de diciembre de 2016

NUEVAS TRIBUS VIAJERAS A ESCALA MUNDIAL EN EL SIGLO XXI (III PARTE) : EJECUTIVOS INTERNACIONALES

La expansión internacional de las empresas ha supuesto que los viajes de negocios internacionales hayan experimentado un incremento considerable, disparándose normalmente con la realización de los mismos la utilización de servicios de gama alta, ya sean los desplazamientos de medio recorrido (negocios nacionales) o de largo recorrido (negocios internacionales).
 
Asistimos a un crecimiento generalizado de altos directivos de empresas que poseen unos intereses internacionales y que viajan en clase preferente, ya sea en aerotaxis o jets privados para la satisfacción de sus necesidades laborales fuera del lugar habitual de residencia. Estos ejecutivos  viajarán solo o con sus subordinados más próximos, así como con sus parejas para establecer una perfecta combinación entre negocios y placer.

Actualmente, los ejecutivos internacionales proceden de mercados desarrollados de todo el mundo, aunque cada vez es más común la proliferación de segmentos de negocio en zonas donde la economía está en crecimiento, adquiriendo las relaciones comerciales en estos lugares una especial importancia.
 
Los viajeros que seleccionan para sus desplazamientos la clase business han ido creciendo a lo largo de los últimos años, todo ello condicionado sobre todo a la mayor demanda de un mejor servicio y unas mejores condiciones para trabajar durante la realización del vuelo por ejemplo, siendo el porcentaje medio de ejecutivos internacionales que realizan siete o más vuelos a lo largo del año de un 15% aproximadamente, influyendo en el número de vuelos realizados si el viaje es o no de largo recorrido.
 
La principal motivación de estos ejecutivos serán las reuniones de negocio, pudiéndose complementar dicho viaje con el ocio como se expuso anteriormente, ya sean por el acompañamiento de sus parejas o por su planificación con familiares y amigos, no reparando demasiado en el precio.
 
Principales necesidades del ejecutivo internacional
  • La calidad es la premisa básica que tiene en cuenta esta tribu viajera, por lo que el trato excelente y la generación de unas expectativas altas serán las principales bazas con las que deberán trabajar los proveedores, debiendo ser capaces de ofrecer un servicio sumamente personalizado que satisfaga todas y cada una de las necesidades de sus clientes, adelantándose a ellas.
  • Aprovechamiento del tiempo. El tiempo de los ejecutivos internacionales está muy valorado por los mismos, estableciendo una adecuada priorización de tareas durante su estancia en el destino, de ahí la necesidad de ofrecerles un servicio amoldado a sus intereses que combine diferentes tipos de ofertas para su tiempo de ocio y negocio en cada una de las etapas del viaje.
  • Tecnología. La garantía de un acceso flexible y cómodo a las nuevas tecnologías jugará también un papel crucial, ya sea durante el vuelo, mientras se espera en el aeropuerto o durante la estancia en el destino. También es crucial garantizarles el acceso a una amplia gama de tecnologías, tanto durante el vuelo como antes de embarcar, sin olvidar la estancia.
  • Facilidad en la gestión del viaje. El dinamismo de la actividad de negocios puede lanzar algunos imprevistos de última hora que requieran modificaciones en los procesos de reserva de billetes, por lo que una adecuada flexibilidad en dichos procesos  generará un valor añadido para el proveedor de transporte o de alojamiento entre otros. Las reservas serán efectuadas por los subordinados próximos, debiéndose encargar los mismos de la planificación de un viaje sin complicaciones para sus superiores.
 
Ejecutivos Internacionales
 
Presentación: José Miguel Balcera Barrero

viernes, 16 de diciembre de 2016

NUEVAS TRIBUS VIAJERAS A ESCALA MUNDIAL EN EL SIGLO XXI (II PARTE): PROFESIONALES INDEPENDIENTES

La trayectoria profesional de cada persona varía en función de las expectativas de crecimiento y las inquietudes profesionales que albergue en su interior, todo ello para una mejora en la calidad de vida y de la perspectiva profesional, siendo cada vez más frecuente según las estadísticas la reducción de los horarios fijos de trabajo.

A causa de esto, se está produciendo un auge cada vez mayor de los desplazamientos internacionales por motivación laboral, siendo importante para las empresas que sus empleados, dependiendo de su rango jerárquico, pasen cada vez más tiempo fuera para afianzar su pericia profesional.
 
El crecimiento profesional requiere en numerosas ocasiones trabajar fuera de un entorno habitual, por lo que se hace común el vivir en la zona de residencia habitual y trabajar en otra diferente, ya sea el intervalo de tiempo de la duración el adecuado a cada caso.
 
Nos encontramos ante una segmentación dividida en numerosos grupos, atendiendo al tipo de interés laboral y al tipo de trabajo desarrollado entre otras variables, los cuales buscan aprovechar nuevas formas de flexibilidad laboral y unos costes de desplazamiento relativamente bajos, permitiendo para la selección de este estilo de vida la fijación de la residencia temporal en lugares con mayor calidad de vida, donde el coste de vivir sea inferior a donde perciben los ingresos para sacar un mayor partido al salario.
 
Nos encontramos ante personas que normalmente realizan viajes cortos una o dos veces por semana para ir a su trabajo en territorio nacional e internacional, siendo el perfil internacional más común en este tipo de segmento de demanda el del  ejecutivo, el consultor autónomo y personas con contratos laborales flexibles con una edad comprendida entre 20 y 40 aproximadamente. Esta tribu itinerante se beneficiarán en gran medida de las tecnologías de la comunicación para trabajar a distancia, divisándose también perfiles que aspiren a progresar profesionalmente accediendo a destinos temporales que sus empresas ofrezcan en el extranjero, todo ello con el objetivo de ampliar su prestigio profesional y conocer de primera mano el desarrollo de otros mercados.
 
Así pues, el profesional itinerante efectuará desplazamientos al extranjero para trabajar de manera periódica, volviendo a su país de origen después de cumplir su ciclo profesional fuera, dependiendo esa tendencia sobre todo del abaratamiento de los precios de los viajes, superando la calidad de vida adquirida en el extranjero en importancia a los costes producidos para tal efecto.
 
Este tipo de profesionales viajan en días laborales en horas puntas, por lo que a la hora de efectuar reservas de última hora por ejemplo no tendrán en cuenta tanto los costes, aunque normalmente planificarán sus desplazamientos laborales con antelación por lotes para ahorrar en la medida de lo posible. A todo lo comentado, añadir también que en sus desplazamientos influyen la proliferación  de medidas para evitar las emisiones de carbono, pudiéndose atenuar la frecuencia de los viajes y al uso de diferentes medios de transporte para los mismos.
 
Principales necesidades del profesional itinerante
  • Aprovechamiento del tiempo. La amortización del tiempo resulta vital para este tipo de profesionales, por lo que resulta sumamente importante cubrir aspectos como la cercanía a los centros de transporte, el acceso a la tecnología durante los viajes, la facilidad para reservar y la rapidez para efectuar una facturación cómoda y ágil. Todo ello influirá en la selección del proveedor. 
  • Flexibilidad. La metodología de trabajo está sujeta eventualidades para este grupo, por lo que la flexibilidad a la hora de anular y modificar reservas será un aspecto importante a tener en cuenta a la hora de contratar un producto/servicio, especialmente para un grupo que viaja con tanta frecuencia. Así mismo, hay que valorar el tiempo libre de este colectivo, el cual busca el relax después de un ciclo agotador de trabajo en ocasiones.
Presentación: José Miguel Balcera Barrero.

jueves, 15 de diciembre de 2016

NUEVAS TRIBUS VIAJERAS A ESCALA MUNDIAL EN EL SIGLO XXI (I PARTE): MAYORES ACTIVOS

La entrada de hoy es la primera de un estudio sobre una selección de cuatro tribus viajeras que supondrán una importante peso para el sector turístico a diferentes escalas territoriales, siendo seleccionadas en función del resultado lanzado por exhaustivos estudios de mercado y de tendencias, el cual indica que dichas tribus realizarán importantes movimientos desde el punto de vista turístico en las próximas décadas.
 
Un valor añadido de estos estudios es establecer un necesario informe que alberga los retos y oportunidad más representativos e importantes para los proveedores de viajes, requiriendo cada tribu en cuestión diferentes soluciones tecnológicas con el fin de ofrecer un adecuado servicio en todas y cada unas de las etapas del viaje.
 
En esta ocasión nos centramos en la primera tribu viajera del mañana: "Mayores activos" (nacidos entre 1945 y 1970), trabajando en un rango de edad de 50-75 años, siendo las personas jubiladas sanas y activas, con una mayor renta disponible, las que se tomen períodos vacacionales de duración corta y media para disfrutar de ese merecido descanso después de toda una vida laboral.

Los avances médicos están haciendo que la esperanza de vida sea cada vez más larga con una calidad de vida que va en aumento, siendo el envejecimiento de la población mundial jubilada el inicio de una segunda juventud, en la cual disfrutarán de una manera más intensa que las generaciones precedentes de un merecido descanso libre de limitaciones de tiempo a causa del trabajo y con una mayor autonomía económica para poder disfrutar de escapadas merecidas.

Nos encontramos ante una población que vivió sus años de juventud en las décadas de los sesenta, setenta y ochenta, incluyendo dicha población numerosos segmentos y actitudes hacia la innovación tecnológica, siendo la procedencia de estos "mayores activos" sobre todo de regiones prósperas con poblaciones envejecidas y entre las que se encuentran obre todo la mayoría de los países desarrollados, siendo el retraso en la jubilación en algunos países un posible freno en la citada tendencia. 
 
Madurez es sinónimo de experiencia, por lo que muchos integrantes de este colectivo poseerán una dilatada experiencia en la realización de viajes, ejerciendo una sólida actitud crítica ante la oferta de productos/servicios del destino seleccionado para viajar, siendo la motivación a la hora de realizar cada desplazamiento concreta (turismo cultural, turismo natural, visitas a familiares o amigos,etc.).
 
Un aspecto importante a destacar de esta tribu viajera es la existencia de muchas personas que viajarán solas, debido a la pérdida de sus parejas, a rupturas sentimentales o a otros motivos determinados, por lo que el establecimiento de una oferta.
 
Si atendemos a la procedencia de los "mayores activos", resaltar los mercados emergentes de los países BRIC (Brasil, Rusia, India y China) en la medida en que sus clases medias vayan prosperando, destacando China, segmento atractivo del gigante asiático con muchas posibilidades.
 
 El tiempo libre se convertirá en un fiel aliado para la población jubilada y la realización de viajes adquirirá una importancia medida en la frecuencia en la realización de los mismos, limitada al nivel de renta. Cada desplazamiento será planificado con tiempo, al detalle, aprovechando ofertas con fechas flexibles, siendo la vía más común Internet, aunque también por vía tradicional dependiendo de la zona.

Segunda juventud

Principales necesidades de los "mayores activos"
 
  • Precio. Al poseer un presupuesto limitado, tendrán una serie de necesidades concretas a la hora de viajar, las cuales giran en torno a la economía y a las exigencias propias de la edad. La valoración de las ofertas a la hora de realizar sus viajes no eclipsará la necesidad de una necesaria comodidad, siendo la clase turista la seleccionada en desplazamientos habituales, aunque también se seleccionarán clases superiores para determinadas ocasiones o desplazamientos más largos.
  • Comodidad.  Los proveedores turísticos deben de tener en cuenta las posibles limitaciones físicas de algunos de los integrantes de este segmento, debiendo resolverla con el ofrecimiento de servicios que mejoren las condiciones de sus viajes. La movilidad adquiere una importancia extrema, ya que por ejemplo la realización de viajes largos puede resultar incómodo, debiéndose valorar también aspectos como la distancia recorridas a pie en aeropuertos, siendo un aspecto también importante la reducción de la agudeza de los sentidos, que puede dificultar la lectura, orientación y el libre movimiento por aeropuertos y destinos, afectando a los viajeros en el momento de buscar información.
  • Salud. La población jubilada está al día sobre las avances científicos  en materia de salud, conociendo de manera exacta sus necesidades personales en dicha. Así pues, el mayor conocimiento sobre el cuidado de la salud generará un valor añadido en la valoración y demanda de los servicios relacionados con la salud y el bienestar que los proveedores muestren en su oferta, la cual debe estar necesariamente adaptada.

Presentación: José Miguel Balcera Barrero.

martes, 13 de diciembre de 2016

EL CICLO DE VIDA DE LOS PRODUCTOS TURÍSTICOS COMO HERRAMIENTA DE GESTIÓN

Cualquier producto turístico, así como cualquier destino, tiene un proceso evolutivo que podemos denominar ciclo de vida. Conocer la etapa de este ciclo de vida en la que se encuentra el producto p el destino gestionado es esencial como herramienta orientativa, para el diseño de estrategias y acciones apropiadas para cada momento, aunque teniendo en cuenta el comportamiento futuro de los usuarios nunca puede precisarse con certeza, dado la multitud de factores que pueden influir en el mismo.
 
Ese aspecto (fase del ciclo de vida) es de tal importancia que incluso los conocidos Planes de Dinamización del Producto Turístico se basan en dicho ciclo para destinos emergentes y maduros respectivamente.
 
Las fases que componen el ciclo de vida de los destinos turísticos pueden ser distintas, según el criterio utilizado o la opinión de los diferentes expertos, aunque básicamente siempre se inspiran en las fases de la vida.
Richard Butler idea un modelo denominado: "Ciclo de vida de los destinos turísticos", planteado de forma única para todos los destinos, el cual se basa en teorías económicas de desarrollo de productos.
 
Fue elaborado en los años 80, elaborando un modelo integrado por 6 fases:
  • Fase de Descubrimiento o exploración: aparecen los primeros viajeros, no turistas, que realizan las primeras descripciones de los territorios, descubriéndose así sus atractivos ( fase de exploración de los viajeros románticos).
  • Fase de Inicio o Implicación: en esta etapa hay una difusión dela información de esos primeros viajeros y comienzan a llegar a los destinos ya los primeros turistas, desarrollándose las primeras infraestructuras de alojamiento y restauración entre otras. Nos encontramos ante el despegue del turismo de masas con el modelo fordista de los años 50 del siglo XX.
  • Fase de Desarrollo: esta fase se caracteriza por ser la de mayor crecimiento de la oferta y la demanda. Divisamos en esta fase la etapa postfordista de los años 80 del siglo XX.
  • Fase de Consolidación: el destino turístico se asienta en los mercados y se produce un reconocimiento claro del destino por parte de la demanda, la cual sigue en aumento. Podemos encontrar una perfecta consonancia de esta fase con el desarrollo de boom turístico del binomio sol-playa en la Costa del Sol malagueña, auge del turismo de sol y playa masivo en Andalucía.
  • Fase de Estancamiento: podemos divisar indicios de crisis, debido al decrecimiento de la demanda, cansada de los mismo y deseosa de disfrutar de cosas nuevas y dinámicas.
Ante esta situación, el destino tiene dos opciones:
 
1.Inyectar una dosis dinamizadora de "rejuvenecimiento".
2. Dejar que el destino entre en fase de Declive.
  • Fase de Declive: nos encontramos con la caída destino turístico de los mercados, debido a la falta de rentabilidad producida por una caída abismal de la demanda. La oferta está condenada en consecuencia.
Factores causantes del declive de un destino turístico:
 
Externos:
--  Causas que se escapan al control, como guerras, epidemias, seísmos, cambios climáticos, políticos,etc.
--   Aparición de nuevos competidores en uno o varios de los productos turísticos que ofrece el destino turístico.
--    Publicidad negativa.
 
Internos:
--   Carácter obsoleto de los productos  con respecto a las necesidades de la demanda.
--   Deterioro físico del medio ambiente y/o el patrimonio.
--   Congestión, se alcanza o se sobrepasa el umbral de la capacidad de carga.
 
Si hacemos hincapié en el producto turístico, podemos decir que su ciclo de vida se compone de 4 fases claramente diferenciadas:
  • Introducción
  • Crecimiento
  • Madurez
  • Declive
Características de cada una de las fases del ciclo de vida del producto turístico.

Presentación: José Miguel Balcera Barrero.

viernes, 9 de diciembre de 2016

BINOMIO SOL-PLAYA, LA ETERNA TIPOLOGÍA TURÍSTICA

Vacaciones, relax y descanso, palabras que definen a la tipología turística de sol y playa según la gran mayoría de visitantes que deciden seleccionar este consolidado binomio desde el punto de vista turístico para ejercer su particular actividad en un entorno donde el sol y la arena adquieren un protagonismo especial en entorno único.
 
El binomio sol-playa ha estado presente en la oferta turística de nuestro país desde el inicio del desarrollo masivo del turismo, ya que aquella oferta primitiva estaba concentrada sobre todo en zonas de litoral y ofrecía al "nuevo turista" la posibilidad de poder disfrutar, ya no de una opción, sino de un derecho, una actividad turística que apenas estaba empezando a desarrollarse para un amplio abanico de segmentos de demanda. Así pues, dichos segmentos llegan a las zonas costeras cargados de ilusiones, de emociones y de sentimientos ante una actividad nueva, novedosa y merecida, por lo que se consolida una sugestión en la mente del visitante de que las palabras sol y playa se identifican con vacaciones, y , por lo tanto, con turismo.
 
Es increíble poder apreciar en dicha explosión de masas esa consideración limitada sobre el turismo como una actividad destinada al uso y disfrute de un período de tiempo en la playa, todo ello a causa de la simplicidad de la oferta y de su concentración en dichas zonas, ya que, aunque existían otras modalidades en fase de inicio, no tenían el mismo nivel de aceptación y demanda, lo cual iría cambiando progresivamente con el paso de las décadas. Muy pocos turistas se podrían imaginar el nivel de dinamismo y cambio que empezaría a protagonizar el turismo en décadas posteriores hasta convertirse en una actividad desarrollada a golpe de tendencia y donde el ciclo de vida de cada producto/servicio marcará un antes y un después en su uso y disfrute.
 
Actualmente, la tipología de sol-playa se encuentra en fase de madurez, ya que ha superado con éxito todas y cada una de las etapas de su ciclo de vida, aunque también es importante decir que nos encontramos ante una tipología que nunca decaerá y que siempre albergará niveles de demanda bastante significativos, aunque tendrá que revitalizarse para competir con la entrada de nuevas opciones turísticas que vienen pisando fuerte y que atraerán al visitante con exhaustivas acciones psicológicas.
 
Cada verano se produce un movimiento masivo a las zonas de litoral, triplicándose incluso el número de habitantes de determinadas zonas durante dicho período, pudiéndose observar la sólida consolidación del binomio sol-playa desde su inicio con la compra de segundas residencias por parte de un gran número de personas que viven en zonas de interior y en el extranjero. Todo ello conforma un destino que necesita estar a la vanguardia en innovación y desarrollo, ya que el valor añadido es un elemento primordial para uso y disfrute de la experiencia del visitante.
La evolución de llegadas de turistas  durante la época estival a las zonas costeras de España ha mostrado una tendencia creciente durante los últimos años, desde los 24,6 millones del año 2010 hasta superar los 31 millones en el año 2014, suponiendo dichas cifras prácticamente el 50 % del total de llegadas internacionales de todo el año. Únicamente en Andalucía se produjeron unos 6 millones de pernoctaciones durante el mes de Julio del año 2015, siendo la provincia líder Málaga (Costa del Sol con 4,47 días de estancia media), con alrededor de 2,5 millones de pernoctaciones, Cádiz (Costa de la Luz con una cifra de pernoctaciones que superó el millón), con 3,67 días de estancia media, Almería (Costa de Almería con 4,65 días de promedio), superando las 900.000 pernoctaciones, Huelva con una cifra superior a las 600.000 pernoctaciones y con 4,89 días de media y Granada con algo más del medio millón de pernoctaciones y 3,67 días de estancia de manera aproximada durante Julio de 2015.
 
Principales tipologías aliadas con el binomio sol-playa:
  • Turismo de golf
  • Turismo náutico
  • Turismo activo
  • Turismo MICE
  • Turismo de naturaleza
  • Turismo cultural
  • Turismo deportivo
La necesidad de innovar hace que cada destino de litoral se conciencie sobre la obligación de generar una amplia y abierta oferta complementaria y la conexión con otras tipologías turísticas que pueden ser disfrutadas en la zona, ya que dichas opciones permitirán al turista poder disfrutar de una estancia dinámica, divertida y diversificada, por lo que aportará al destino importantes beneficios:
  • Aumento de la estancia media.
  • Aumento de la inversión hotelera, dela restauración y complementaria.
  • Aumento del gasto medio y del gasto total.
  • Aumento de la calidad de vida de turistas y residentes.
  • Paso de segunda  a 1º residencia. 
También es importante destacar la concienciación sobre el desarrollo de una actividad turística sostenible y respetuosa con el medio ambiente, ya que resulta de vital importancia asegurar el uso y disfrute de cada zona para generaciones posteriores, debiéndose establecer unas premisas básicas de desarrollo, destacando el control de vertidos en ríos y mares, limpieza de las playas, control sobre el desarrollo urbanístico o el cuidado de las especies marinas, pasando por un control de la calidad de las aguas e instalaciones entre otras medidas responsables y solidarias con el medio natural, ya solamente existe uno y es tarea de todos cuidarlo.
 
 
¡Disfruta respetando!
 
Presentación: José Miguel Balcera Barrero

jueves, 1 de diciembre de 2016

CLAVES DEL ENTORNO TURÍSTICO QUE PUEDEN DIFICULTAR EL DESARROLLO EN LAS ACCIONES DE COOPERACIÓN

El sector turístico aporta un alto grado de espectacularidad y una imagen bastante marcada en las acciones de cooperación entre los diferentes países de los cinco continentes. Nos encontramos ante un sector dinámico, el cual avanza a golpe de tendencias y de desarrollo, siempre con el principal objetivo de hacer de la experiencia del visitante una vivencia única.
 
El entorno juega un papel crucial en el loable desarrollo de dichas acciones de cooperación empresarial que persiguen un fin común con el establecimiento de dichos acuerdos, por lo que hay que tener en cuenta una serie de claves que caracterizan al entorno de cooperación, que pueden dificultar su adecuado desarrollo.
 
Claves del entorno
 
1. Intrusismo de diversa tipología por parte de entidades no capacitadas.
 
2. Escasez de canales promocionales y comerciales que aglutinen un carácter válido /o específico en relación a la acción concreta que se está realizando o que se va a realizar.
 
3. Falta de una red de empresas y profesionales especializados en lo específico de determinadas acciones cooperativas.
4. Anarquía de conceptos, términos y modelos productos.
 
5. Descoordinación absoluta entre organismos donantes de diferente ubicación geográfica.
 
6. Debilidad de los productos a causa de un desconocimiento de los perfiles de la demanda del mismo.
 
7. Errores de direccionamiento por el desconocimiento de los mercados emisores.
 
8. Desconocimiento de los productos por parte de la demanda, causado por diversas causas como un escaso desarrollo del Marketing Turístico o la debilidad de algunas etapas del proceso de gestión del comercio internacional entre otros.
 
9. Dificultad para dejar un necesario valor añadido en la población local.
 
10. Replanteamiento de ejecutar determinadas de acciones de cooperación a causa del histórico de fracasos acaecidos.


Según la OMT el turismo comprende aquellas actividades que realizan las personas durante sus viajes y estancias en lugares diferentes al del entorno habitual de residencia o trabajo por un período de tiempo consecutivo inferior a un año con fines de ocio, negocio u otros motivos, cuando el motivo principal del viaje no sea el de ejercer una actividad remunerada.
 
Además, un aspecto de vital importancia es la confusión que se produce con frecuencia en el mercado entre la oferta y la demanda, ya que "lo fundamental ya está inventado", por lo que es necesario distinguir entre una serie de enfoques desde la perspectiva turística haciendo referencia dichos enfoques a la dimensión social, sostenible y solidaria del turismo según la Organización Mundial del Turismo (OMT).
  • Turismo Sostenible. Está orientado a la relación con la globalidad y la continuidad.
  • Turismo Responsable. Orientado a la actitud.
  • Turismo Justo. Centrado en la cadena de valor y en la distribución del beneficio obtenido, como por ejemplo un salario digno.
  • Turismo Solidario. Centrado en la experiencia humana y en el enfoque emotivo.
 
Presentación: José Miguel Balcera Barrero.

lunes, 28 de noviembre de 2016

LA ACTIVIDAD TURÍSTICA COMO FACTOR DE DESARROLLO EMOCIONAL EN EL VISITANTE

Aunque el desarrollo de la actividad turística tuvo su "boom" en la década de los 50 del siglo XX, desde la antigüedad clásica podemos apreciar un tímido desarrollo que ha ido evolucionado cada vez más hasta convertirse en un sector de referencia en cuanto a dinamismo y diversificación.

La consideración de la actividad turística como un derecho en vez de un privilegio ha ido cambiando unos patrones conductuales en la mente del visitante que han ido dando como resultando una transformación abismal en la percepción del turismo.
La OMT (Organización Mundial del Turismo) define el el turismo como: "actividades que realizan las personas durante sus viajes y estancias en lugares diferentes al de su entorno habitual de residencia o trabajo, por un período consecutivo inferior a un año, con fines de ocio, negocio u otros, cuando el motivo principal del viaje no sea el de ejercer una actividad remunerada".

¿Qué beneficios aporta para el visitante (turistas y excursionistas) la práctica de la actividad turística?

Enriquecimiento cultural

 La cultura de cada destino supone uno de los ejes centrales del desarrollo de la actividad turística, ya que gracias a esa seña de identidad, el visitante puede impregnarse de la esencia cultural del lugar seleccionado para su visita.

Actualmente, el visitante busca sentirse como un habitante más del destino durante su visita, participando y disfrutando activamente en su lugar seleccionado, donde historia, patrimonio, cultura, gastronomía y diversidad se unen para ofrecer la posibilidad al visitante de sentirse como un miembro más de la sociedad que lo recibe temporalmente.

A la vuelta de su viaje, el visitante ha aprendido innumerables cosas del lugar que ha visitado, lo que da como resultado un aumento de su cultura general y específica sobre el lugar en cuestión del que ha disfrutado y al cual volverá si considera que le quedan cosas por descubrir.

Enriquecimiento emocional y experiencial

 En paralelo al desarrollo del turismo ha ido evolucionando en la mente del visitante una idea clara, que no es otra que vivir emociones y experiencias inolvidables en el destino. 

Cada vez queda más lejos la limitación del binomio sol-playa en destinos saturados y maduros prematuramente con el inicio del turismo de masas, todo ello debido a una oferta poco diversificada y concentrada en enclaves territoriales exclusivos. 

Al fin y al cabo, el visitante puede llevarse un souvenir, un recuerdo físico del lugar, pero lo que realmente marcará su paso por el lugar serán las experiencias vividas in situ y en primera persona, las cuales generarán en su mente una sucesión de emociones experienciales que solidificarán la percepción su particular aventura.

Derogación de falsos mitos 

Exclusividad. Al inicio del desarrollo del turismo, la práctica de la actividad se reservaba para segmentos de demanda de un alto poder adquisitivo, rompiéndose dicha idea con la explosión del turismo de masas, donde la actividad turística empieza a ser disfrutada por status sociales de diferente rango económico. El auge del "Grand Tour" de mediados del siglo XVII marcaría un antes y un después en la realización de viajes turísticos.
El turismo se limita a pasar un período de tiempo en zonas costeras. Como se ha expuesto, el binomio sol-playa fue la tipología predominante en el inicio del turismo de masas, adquiriendo la consideración de opción para el uso y disfrute dentro del gran escaparate de productos y servicios que no para de crecer en el sector turístico en la actualidad.

Adhesión a las nuevas tribus viajeras

 Estamos asistiendo al desarrollo emergente de diversas tribus y clanes que protagonizan en la actualidad una importancia considerable en el desarrollo turístico a nivel nacional e internacional.

Millennials, clanes mundiales, profesionales independientes, ejecutivos internacionales, son algunos microsegmentos de demanda caracterizados por un uso particular y exclusivo de la actividad turística, evolucionando algunos a segmentos sólidos y que generan importantes montantes económicos al gasto turístico de países de todo el mundo.

Adquisición de una adecuada concienciación sobre la importancia que el turismo supone para una región

Todo turista que llega al destino seleccionado, dependiendo del destino en cuestión, puede apreciar la adaptación del mismo para la práctica del turismo, desde establecimientos hoteleros, de restauración, hasta servicios de ocio complementario, pasando por oficinas de información turística, centros de interpretación o museos entre otros lugares.

Establecimiento de relaciones sociales

Algunos destinos turísticos turísticos se caracterizan por albergar a turistas y residentes de una amplia variedad étnica, lo que supone una oportunidad loable para el intercambio de patrones conductuales, de costumbres, valores, creencias y percepciones de un conjunto de culturas que se fusionan por un tiempo y que ofrecen un valor añadido a la cultura autóctona del destino en cuestión.

La tolerancia y el respeto adquieren una vital importancia, ya que la libertad de expresión, ya sea cultural o personal, supone la base sobre la que construir un sólido sistema de intercambio social y cultural.











Fuente: Elaboración propia
Presentación: José Miguel Balcera Barrero

miércoles, 16 de noviembre de 2016

FACTORES PSICOLÓGICOS INFLUYENTES EN EL COMPORTAMIENTO DEL CONSUMIDOR TURÍSTICO

Anteriormente se publicó una entrada sobre el proceso de decisión de compra del consumidor, centrándonos en esta ocasión  en algunos factores psicológicos que influyen en el comportamiento del consumidor, destacando cuatro:
  • Motivación
Fuerza impulsora que empuja ala acción, provocada por un estado de tensión debido a una necesidad insatisfecha pendiente de ser cubierta.

La motivación ocupa un puesto predominante en el comportamiento del consumidor, dado que representa un estado interno que impulsa a una persona a actuar de un modo determinado para satisfacer una necesidad.

Una de las teorías de la motivación más reconocidas en la actualidad es la jerarquía de las necesidades desarrolladas por Maslow, el cual clasifica las motivaciones en cinco niveles de importancia (estudio sobre dicha teoría ya publicado en el blog del observatorio):
  1. Necesidades fisiológicas.
  2. Necesidades de seguridad.
  3. Necesidades sociales.
  4. Necesidades de estima.
  5. Necesidades de autorrealización.
  • Percepción
Es la forma en que los seres humanos captan el mundo que les rodea a través de sus sentidos, pudiéndose definir como el proceso por el cual un individuo selecciona, organiza e interpreta los estímulos que recibe de su entorno.

 
La percepción se relaciona con un aspecto personal de interpretar y de dar sentido a los estímulos que provienen del exterior y a los que se está expuesto, aplicándose la percepción selectiva por parte del consumidor (el individuo presta atención a determinados estímulos y rechaza otros debido a la cantidad de información que le proviene del entorno).
  • Aprendizaje
El aprendizaje es un cambio relativamente permanente de la conducta a causa de la experiencia, siendo entendido en marketing como un proceso por el cual un individuo adquiere el conocimiento y la experiencia de compra y de consumo que aplica a futuros comportamientos.

Así pues, la compra de un producto por parte del consumidor puede traer consecuencias positivas o negativas para el mismo, ya que reflejarán en su comportamiento posterior a través de la repetición o el rechazo a realizar esa misma acción.

Se suelen señalar cuatro elementos básicos que intervienen en el proceso de aprendizaje:

--   Motivación: estímulo para el aprendizaje que activa al individuo aumentando su disposición a responder.

--   Claves: estímulos concretos que permiten dirigir los impulsos de las personas para satisfacer sus expectativas.

--   Respuesta: forma en al que el individuo reacciona frente a las claves o situaciones del estímulo.

--   Refuerzo: probabilidad de que una persona de que un consumidor de una respuesta que se repita en el futuro.

A través del aprendizaje se pueden adquirir:
  • Creencias y actitudes
Una creencia es un pensamiento descriptivo que una persona tiene sobre algo en concreto, estando los responsables de marketing especialmente interesados en dichas creencias para elaborar una sólida imagen de marca que induzca al consumo.

Una actitud es una predisposición aprendida para responder de una manera consistentemente favorable o desfavorable a un objeto o idea y el sentimiento y la tendencia hacia ello que tiene una persona de forma relativamente estable.

Componentes  del concepto de actitud:

-   Componente cognitivo. Reúne el conocimiento de la persona sobre un objeto determinado a través de sus percepciones adquiridas por la experiencia directa y por las informaciones que recibe de distintas fuentes.

-   Componente afectivo. Emociones y sentimientos de un individuo hacia un objeto determinado, a través de los que realiza su evaluación en un sentido favorable o desfavorable.

-   Componente conativo o de voluntad. Se refiere a la tendencia o inclinación de una persona a emprender una acción ante el objeto en cuestión.

Aún así, la relación entre los conceptos de actitud y comportamiento es difícil de establecer en cuanto que existen otras razones que afectan a esta relación, influyendo también algunos factores determinantes del destino por ejemplo, que afecten a esa capacidad de gestión de dichos factores.
 
 
Presentación: José Miguel Balcera Barrero.

martes, 15 de noviembre de 2016

NUEVOS SEGMENTOS DE DEMANDA TURÍSTICA: "EL TURISTA COSMOPOLITA"

Si nos paramos a realizar una visión general sobre la motivación a la hora de visitar España por parte de turistas extranjeros, sin olvidar también a los turistas nacionales, por supuesto, llegamos a la conclusión que motivaciones existen muchas, pero cada vez más van surgiendo nuevas, específicas y dependiendo del grado de las mismas, se pueden convertir en "exclusivas".
 
El turista cosmopolita se caracteriza por su apertura hacia lo nuevo, por su curiosidad ante lo desconocido, estando siempre orientadas sus expectativas hacia la calidad.
 
 
Nos encontramos ante unos consumidores acomodados, de estatus sociales elevados normalmente, los cuales están informados al detalle de su lugar de visita, aunque están deseosos de vivir nuevas aventuras y experiencias, conociendo "algo diferente", auténtico de un destino.
 
En definitiva son amantes de la cultura, seña de identidad de un territorio, teniendo como objetivo transmitir este respeto y esta cultura a las generaciones posteriores.
 
España es el destino lider de Alemania, generando un 15 % de cuota de mercado en viajes al extranjero, pero tiene aún mucho camino que recorrer para alcanzar una demanda superior para acercarse a los principales países receptores de estos visitantes como Italia, Austria, Francia y Reino Unido, ocupando España un quinto puesto.
 
La edad media de este tipo de turista es de 43 años, siendo uno de sus objetivos principales, aparte de disfrutar de la cultura (el 68 % visita lugares de interés cultural), de la naturaleza y de la gastronomía, establecer una comercialización de España para otros "posibles turistas cosmopolitas" que decidan conocer nuestro país.
 
 Los canales de comercialización son, tanto online como offline, siendo el uso de Internet una acción muy frecuente por parte de este segmento de demanda. Además, la experiencia es fundamental para la reputación del destino y la repetición del viaje”.

José Miguel Balcera Barrero

sábado, 12 de noviembre de 2016

DIFERENTES PERFILES DEL VISITANTE EN EL SECTOR TURÍSTICO

Como cualquier consumidor, el cliente turístico acude a un establecimiento esperando recibir un servicio profesional, una dedicación por parte del profesional turístico amoldada a su interés, todo ello complementado con una atención personalizada.
 
Antes de establecer cualquier vínculo comercial entre el cliente y el vendedor tenemos que tener en cuenta que el cliente siempre va ir con unas expectativas autogeneradas y que necesita cubrir , con el fin de satisfacer sus objetivos.
 
Así pues, pasamos a enumerar algunos perfiles de clientes turísticos:
 
  • Cliente impulsivo. Nos encontramos ante un cliente que interrumpe el desarrollo de la labor del profesional turístico, mostrándose nervioso, carente de paciencia e intranquilo. La posición del profesional debe ser de calma, no entrando a formar parte de una espiral de discusión sobre algún aspecto de la exposición, intentando que el desarrollo de la conversación no sea largo e ir cerrando puntos completos.
  • Cliente precavido. En esta ocasión observamos a un cliente que ejecuta acciones lentas y cuidadosas, pacientes y dispuesto a un diálogo ameno. Aunque no toma decisiones precipitadas, acepta escuchar la argumentación del profesional turístico sin interrupciones, tras lo cual reflexiona y toma decisiones, resultando vital el conocimiento de la información suministrada por parte del profesional.
  • Cliente suspicaz. Resulta difícil descubrir los pensamientos de estos clientes, estando siempre a la defensiva, dando la impresión de estar a la defensiva en todo momento por malas experiencias comerciales en el pasado. El profesional debe tratarles con una psicología adecuada, generando un clima de confianza y prestando atención en todo momento a las condiciones que le prestamos, demostrando lo que decimos en vez de impresionar con ejemplos de otros clientes satisfechos.
  • Cliente positivo. La capacidad de esta tipología de cliente es total, estando sus acciones marcadas en todo momento por la positividad, en la confianza a sus valores. Realiza preguntas sobre el tema tratado sin divulgar sobre los términos de la conversación, siendo tarea del profesional prestar atención a sus palabras, sin entrar en discusiones incoherentes y sin sentido, fomentando la formulación de preguntas para que el cliente realice preguntas con el objetivo de ofrecer explicaciones.
  •  Las pateadoras. La presencia de este tipo de clientes podemos encontrarlo a menudo en los viajes combinados, acostumbran a ser mujeres, procedentes normalmente de zonas rurales o pequeñas ciudades, con la motivación principal de realizar un viaje organizado  a un precio económico y un soporte logístico sobresaliente. Aportan negatividad al grupo, ay que siempre quieren ir por su cuenta, a su aire, con una escala de valores diferente a la del turista medio. El profesional debe suministrarles la información que requieran en todo momento y evitar que provoquen un efecto arrastre de otras personas.
  • Cliente Indeciso. La imprecisión y la actitud dubitativa caracterizan a este tipo de cliente, el cual no pone reparos ante la información ofrecida, sin encontrar el momento adecuado para tomar una decisión. Realiza un minucioso estudio de ventajas e inconvenientes sobre el servicio a contratar, no debiéndose forzar el profesional demasiado la posibilidad de decisión, tratando de ser pacientes ante la toma de decisiones.
  • Los sabelotodo.  Son personas que quieren demostrar a toda costa sus conocimientos para dar a entender su cultura viajera, formulando preguntas con respuesta incluida. La mejor política por parte del profesional hacerse aliados de ellos, ya que resulta imprescindible avalar su vanidad para caerles bien. La actitud del profesional ante un exceso de protagonismo en dejarles hacer, siendo ellos mismos los que se autodescalifican.
  • Los profesionales de la reclamación. Nos encontramos ante personas negativas, que siempre buscan defectos antes que valoración, con clara tendencia al liderazgo, necesitando un público que alabe sus contestaciones. En el momento en que un problema aparezca, tienen perfectamente estructurada una lista de irregularidades cometidas desde el inicio de la actividad turística según ellos. La actitud del profesional turístico debe estar encaminada a ofrecerles cierto nivel de importancia, alabar su vanidad usando en todo momento el sentido del humor.
  • Los extrovertidos (dotes innatas para el liderato). Estamos ante personas felices, pareciéndoles todo bien, colaborando y aceptando las sugerencias del guía. Utilizando adecuadamente a esta tipología como cómplices, pueden ser buenos animadores, sintiéndose el profesional relajado con ellos.
  • Los introvertidos. Aunque puedan parecer clientes fáciles a simple vista, nos encontramos ante personas que nunca se sabe como están pensando. Un trato correcto y una conversación adecuada es muy importante para hacerles ver su importancia en la experiencia de la actividad turística.
  • Los pesados. También podemos encontrarnos en ocasiones con clientes que extrapolan su vida personal a la realización de la actividad turística, ofreciendo información en exceso al profesional de carácter personal, siendo necesario usar fórmulas educadas y de cortesía para evitar tal situación como por ejemplo comparar las situaciones del cliente con otros del grupo.
 
Presentación: José Miguel Balcera Barrero.

sábado, 3 de septiembre de 2016

EL LEGADO DE LA EXPOSICIÓN IBEROAMERICANA DE SEVILLA DE 1.929: HISTORIA DEL PARQUE DE MARÍA LUISA

 Hasta el siglo XIX Sevilla disponía de pocas zonas verdes públicas, creándose ese siglo el Paseo de Cristina, el paseo del Duque y las Delicias, produciéndose una importante transformación en las inmediaciones del Paseo de este último.

El Palacio del Colegio Seminario de San Telmo fue el lugar seleccionado como lugar de residencia por parte de los duques de Montpesier, Antonio de Orleans y su esposa, María Luisa de Fernanda, hermana de Isabel II. El hijo de Luis Felipe de Francia, último hijo del rey de Francia en aquella época se instala así en un palacio comenzado por Antonio Rodríguez en el año 1755, edificio que recuerda la tradición marinera de Sevilla y en cuya fachada monumental establece una imagen del santo que le da nombre al palacio.
 
La compra del palacio por parte de los duques de Montpesier se produce en el año 1849 tras su huida de Francia causada por la revolución de 1848, siendo seleccionado dicho palacio y los jardines anexos lugar de morada en su nueva vida en España. Posteriormente, los duques compran parcelas colindantes para ampliar su zona ajardinada, destacando la de Isabela, San Diego y el jardín de climatización de J.B. Enriquez.
 
El encargado del nuevo trazado de las zonas adquiridas fue el jardinero francés Lecolant, el cual creó un jardín de un estilo paisajista inglés recargado, destacando el toque romántico con rías, praderas, montañas, fuentes, quioscos, pajareras, gimnasios, columpios, etc., conservándose una zona delimitada para huerto de cítricos.
 
El tiempo pasa y Antonio de Orleans fallece en 1890 y su esposa entiende la necesidad de una Sevilla que apostaba por un desarrollo moderno, influyendo también el deseo de la viuda de dotar a la ciudad de un extenso y ameno parque para el uso y disfrute de todos los sevillanos. Así pues, en 1893, María Luisa cede parte de sus jardines al ayuntamiento de Sevilla, estableciéndose una calle que separaba dichas zonas cedidas de las dependencias de su palacio.
 
LA INFLUENCIA DE LA EXPOSICIÓN IBEROAMERICANA DE 1929
 
Unos años después, Sevilla protagonizó un hito histórico que marcaría un antes y un después en su historia cultural, la celebración de la Exposición Iberoamericana de 1929, la cual en un principio iba a ser Hispanoamericana, pero tras la entrada de Portugal en la misma se catalogó como Iberoamericana. El comité organizador se enfrentó a una difícil decisión, el lugar donde se ubicaría la exposición, ya que en un futuro ello supondría realizar un ensanche para la capital hispalense.


Ante la llegada de tan colosal evento, el ayuntamiento de Sevilla pone a disposición para la celebración de la exposición el Parque de María Luisa, la huerta de Mariana, las Delicias y el Naranjal. Aníbal González, arquitecto de la exposición, presenta un proyecto donde definía la localización y el trazado de la exposición, siempre con una idea de crecimiento indefinido con un gran eje quebrado en tres tramos que salvaba la superficie del parque.
 
El comité organizador encomendó al jardinero francés Jean Claude Noclas Forestier la remodelación del recién adquirido Parque de María Luisa. El jardinero envía un anteproyecto donde respetaba la mayoría de la arboleda existente y proponía una verja ligera como cierre, con la intención de que el parque se convirtiese en un espacio abierto.
 
Aprobado el anteproyecto en 1911, Forestier comienza con tan importante remodelación cumpliendo lo establecido, siendo ya un proyecto definitivo. La fuente de inspiración del jardinero francés se halla, como bien expresaba en la memoria descriptiva del anteproyecto, en los jardines de Aranjuez, y en los jardines del Alcázar, Generalife y Alhambra, creando un espacio complejo de compartimentos cerrados de estilo oriental, separado por setos.


Además de los árboles, el jardinero respetaría también los principales elementos ordenadores del mismo, como la avenida transversal que unía al Prado de San Sebastián con el Paseo de las Delicias y el estanque de los patos con su isleta central. A diferencia del anterior modelo de aire romántico que se caracterizaba por un gran número de sendas irregulares con curvas libres, entre macizos verdes, el diseño de Forestier presentaba un rígido esquema de ejes monumentales conectados ortogonalmente.

Los ejes se unían virtualmente en la isleta central de los patos que respetó, y terminaba el longitudinal en dos amplios espacios con remate absidial (glorieta de los lotos y fuente de los leones), ubicándose en los lados menores los porches. Todo ello recordaba al patio de la Alberca de la Alhambra de Granada.
 
Destaca también el diseño de la Fuente de los Leones, con una fuente ochavada con leones en cuatro de sus frentes que se articula con el eje principal mediante un estanque surtidor entre arrayanes, el cual recordaba al patio de los Leones del alcázar de Granada. Tras la fuente, se ubica el conocido monte Gurugú, un montículo cuyo nombre se adopta de la geografía marroquí, que expresa el reflejo de la relación de Sevilla con la guerra española en dicho territorio.
 
Así pues se configura el nuevo canal de Alfonso XIII, orientado al eje anteriormente citado, inscribiéndose en dos grandes avenidas de mayor longitud que conforman un recinto rectangular, uno de cuyos lados lo forma el eje transversal del que hemos estado hablando anteriormente.
 
El parque presenta un aspecto melancólico y romántico en los meses de invierno, estallando en primavera, destacando los plátanos de la avenida de Hernán Cortés, la Jacaranda en la Plaza de América o los cipreses calvos del monumento a Bécquer, completándose la decoración del parque con macetas, bancos de ladrillos, monumentos, grupos escultóricos y la instalación de un nuevo alumbrado eléctrico que sustituyó al de gas.
 
Así pues las obras de remodelación se realizan y se acuerda destinar una cantidad de 80.000 a 100.000 pesetas anuales para el mantenimiento del parque, produciéndose la esperada inauguración el primer día de la Feria de Abril de 1914 con un tema pendiente aún, la conexión del parque con la exposición y la necesidad de más terreno, solucionándose esta última cuestión con al cesión que hizo la iglesia, heredera de del palacio de San Telmo al morir la infanta, de parte de los jardines del mismo a cambio de un edificio para seminario. Estos terrenos, más la antigua huerta de Mariana más otros terrenos hicieron posible la conexión que se realizó por la plaza de América y por la plaza de España.
 
Forestier fue el encargado de la remodelación de los nuevos terrenos para la conexión con el parque y el de la nueva parcela próxima al Prado de San Sebastián, quedando así el parque y la exposición unidos de manera definitiva.

Así pues, el resultado final es el de un parque romántico por su herencia con los antiguos jardines del palacio de San Telmo, historicista y regionalista, con elementos islámicos (estanque de los lotos), acorde con la nueva corrientes francesas sobre parques urbanos sin perder la tradición andaluza, adquiriendo así un carácter único.
 
Aníbal González, arquitecto de la exposición Iberoamericana de 1929 propuso la utilización del parque como biblioteca pública al aire libre, surgiendo a raíz de la citada propuesta los monumentos que engalanan  al parque como el de Bécquer, Benito Mas y Prat, José María Izquierdo, Fernán Caballero, los hermanos Álvarez Quintero, etc., trasladándose tal proyecto hasta la misma Plaza de España. Todos los monumentos ofrecían a los usuarios las obras de los literatos, con librerías de cerámica vidriada repletas de libros. Esta iniciativa se llevaría a cabo en otros parques contemporáneos, como el del Retiro de Madrid.
 
EL PARQUE DE MARÍA LUISA TRAS LA EXPOSICIÓN IBEROAMERICANA DE 1929
Tras la celebración de la exposición, se asiste a un deterioro general del parque y de sus plantaciones, y las especies más rústicas, como los eucaliptus, fueron colonizando al resto. Tras la guerra civil, en el año 1956 se inicia una labor de clasificación de especies vegetales según su calidad, desarrollo y ubicación dentro del parque, sus efectos botánicos, paisajísticos y ornamentales.
 
Simultáneamente comenzaron las labores de restauración del parque, como la reposición de las figuras de terracota en el Pabellón Real, la sustitución de los leones de la conocida fuente o de los jarrones de la Plaza de América. Se construyó la rosaleda de Doña Sol,  se creó la glorieta de Luis Montoto, se restauró la glorieta de Goya, se restauraron las fuentes de la Ranas y la glorieta de los Hermanos Machado entre otras acciones.
 
En relación a la labor de azulejería y cerámica albergada en el parque cabe decir que representa una importante labor de un oficio tradicional que se repartió entre algunas de las fábricas sevillanas más importantes de la época como por ejemplo las Manuel García Montalván, José Mensaque, José Laffite, San José, etc.
 
No nos debemos de olvidar así mismo de la labor estatuaria del parque, destacando zonas como las dieciséis victorias  aladas sobre columnas de la Plaza de América o La Ciencia y el Trabajo, El Genio y el Arte en la Plaza de Covadonga.
 
 
RINCONES, MONUMENTOS Y EDIFICIOS DESTACABLES DEL PARQUE DE MARÍA LUISA
  • Estanque de los Lotos
  • Estanque de los Patos y templete (pertenecía a los jardines originales de San Telmo).
  • Estanque y fuente de las Ranas
  • Fuente de los Leones.
  • Glorieta de la Infanta María Luisa
  • Glorieta de Bécquer.
  • Glorieta de Luis Montoto
  • Glorieta de Luca de Tena
  • Glorieta de Rafael de León
  • Glorieta de los hermanos Álvarez Quintero
  • Fuente de los Toreros.
  • Glorieta de los Hermanos Machado
  • Glorieta de Rodríguez Marín
  • Glorieta de Cervantes
  • Glorieta de Ofelia Nieto
  • Rosaleda de Doña Sol
  • Plaza de América
  • Palacio de las Industrias y Artes Decorativas
  • Pabellón Real
  • Pabellón de Bellas Artes
LA PLAZA DE ESPAÑA
 
De planta semielíptica, Aníbal González fue el arquitecto encargado de su diseño, cuyo proyecto sufrió varias modificaciones, ya que inicialmente se pensó en la plaza como un stadium para espectáculos al aire libre.
 
Alberga una impresionante balaustrada de cerámica y se ubica sobre una ría, cruzada por puentes de cerámica, estando dividido en sectores como provincias el gran palacio que la circunda, pudiéndonos encontrar escudos y emblemas de todas las provincias que alberga.
 
Los usos del edificio han sido de variada índole, desde  Escuela de Arte y Oficios, pabellones de Industria y Agricultura junto con el palacio de Actos y Fiestas hasta Capitanía General y Gobierno civil.
 
La idea preconcebida de stadium  quedó sin efecto tras la colocación de la gran fuente luminosa central de Vicente Traver, que rompe con el esquema original.




Presentación: JOSÉ MIGUEL BALCERA BARRERO

miércoles, 17 de agosto de 2016

FIBES COMO REFERENTE DEL SEGMENTO MICE EN SEVILLA

El Palacio de Congresos y Exposiciones de Sevilla representa un punto de encuentro para todo tipo de reuniones, congresos, incentivos, espectáculos, ferias y un sinfín de eventos que atraen a miles de personas cada año.

Inaugurado en 1989, diseñado por el arquitecto Álvaro Navarro Jiménez, recibe el nombre de FIBES (Feria Iberoamericana de Sevilla), en conmemoración a la famosa y mundialmente conocida Exposición Iberoamericana que Sevilla albergó en el año 1929, de la cual podemos apreciar a día de hoy algunos de sus pabellones por la zona del Prado de San Sebastián y por el Paseo de la Palmera.

Es significativo el impulso del Sevilla Convention Bureau, el cual cierra el ejercicio de 2015 con un total de 275 eventos captados, sumando una participación de 71.446 personas, logrando así los mejores datos de si historia. Todo ello se traduce en un impacto económico para la ciudad de unos 100 millones de euros.

La estructura original de FIBES ha protagonizado desde el inicio de su andadura multitud de certámenes y ferias de gran tamaño, disponiendo de  3 enormes pabellones de 7.200 m2 cada uno, con una edificio central (cúpula), siendo este último lugar Palacio de Congresos.

Destacan las bellas cascadas que bordean la plaza exterior del reciento, siendo la cúpula amplia y luminosa, la cual sirve de acceso principal a los pabellones y a la totalidad de las salas del presente edificio (dos auditorios, salas pasarelas, salas VIP, oficinas y restaurantes.
 Toda la zona exterior se complementa con dos triángulos de 3.500 m2 cada uno, pudiéndose celebrar en ese lugar eventos de todo tipo al aire libre.

Espacios
Auditorio Al-Ándalus              1.029 personas
Auditorio Itálica                       423 personas
Salón Multiusos Albaicín         500  personas
Sala Ronda                                175 personas
Salón Bahía                               175 personas
Sala Marismas                          75 personas
Sala Mezquita                           75 personas
Sala Cazorla                              66 personas
Sala Mojácar                             50 personas
Sala VIP                                     260 m2
Sala Club                                   170 m2  
Así mismo, el citado espacio dispone de 2 despachos dobles de 32 m2 cada uno, 4 despachos simples de 16 m2  cada uno, una cúpula de 380m2  ,un hall en la planta alta de 698m2 , un hall en la planta baja de 368m2  y 3 pabellones de 7200m2 cada uno, todo ello culminado con 2 triángulos exteriores de 3500 m2 cada uno.

FIBES II, COMPROMISO Y APUESTA POR LA EXCELENCIA

La ampliación de FIBES fue diseñada por el arquitecto sevillano Guillermo Vázquez Consuegra, la cual fue inaugurada en Septiembre de 2012, compuesta por 3 módulos:

 - Módulo A: nos encontramos ante uno de los accesos principales al Nuevo Centro de Congresos y la pasarela de unión con las instalaciones actuales, disponiendo de 7 salas multiusos de 32 pax cada una, 6 salas multiusos de 12 pax cada una, 2 salas multiusos de 139 pax cada una, una exposición interior de 687 m2 y una exposición exterior de 678m2 .

- Módulo B: se trata del edificio central con accesos desde los módulos A y C. Compuesto por tres niveles, el módulo B alberga 20 salas configurables de 1.250m2 cada una, una zona de exposición y registro de 2.500m2 , una zona de catering de 2.200m2 , una almacén / zona multiusos de 1.009m2 y 4 oficinas de secretaría de 23-35m2 .

- Módulo C: este móDulo se destina principalmente al Auditorio, con capacidad para más de 3.200 personas, y 620 m2 de escenario, existiendo la posibilidad de usarlo como dos auditorios. La citada zona se compone de 3 auditorios de 1.940 pax, 340 pax y 400 pax respectivamente, 4 salas adicionales (club con 105 pax, sala multiusos 1 con 105 pax, sala multiusos 2 con 130 pax y sala de prensa con capacidad para 100 px). El módulo C se complementa con 3 salas VIP de 36m2 cada una y 4 camerinos de 30m2.

Presentación: José Miguel Balcera Barrero